Instituto de Terapeutas Florales

ESENCIAS FLORALES

PREGUNTAS FRECUENTES

¿Que es la Terapia Floral?

La Terapia Floral es un tipo de práctica natural y holística que surge a principios del siglo XX de la mano del Dr. Edward Bach. La Terapia Floral está orientada a brindar bienestar y salud a las personas. La acción y efecto de la terapéutica floral es de carácter bioenergético, y busca principalmente proporcionar harmonía mental y estabilidad emocional a través de la prescripción selectiva de esencias florales para la corrección de desequilibrios psicoemocionales.

Los conflictos emocionales que se pueden abordar con la Terapia Floral son varios y el campo de acción es amplio, algunos ejemplos: culpa, resentimiento, angustia, confusión, ansiedad, miedos, sensación de fracaso, aburrimiento, tristeza, conmociones, inseguridad, indecisión vocacional, temperamento iracundo, pesimismo, etc.

¿Sustituyen a los medicamentos?

Las esencias florales no sustituyen la acción de los medicamentos ni tampoco la consulta médica. Las esencias florales (también llamados remedios o elíxires florales) no son medicamentos ni preparados farmacológicos porque no poseen ningún tipo de droga o principio activo. Por su naturaleza, tienen el beneficio de que no interfieren con la acción medicamentosa y por lo tanto pueden usarse conjuntamente; así las esencias florales complementan la “parte psicoemocional” del tratamiento. Las esencias florales están concebidas para la harmonización de la dimensión psicoemocional de la personalidad, y no poseen ningún efecto directo sobre las funciones biológicas y la fisiología, porque su acción directa opera en un nivel superior: sobre el campo electromagnético, el lugar donde se manifiestan los conflictos emocionales y el asiento de posteriores alteraciones hacia otros niveles (incluso el cuerpo físico).

¿Me puedo “automedicar”?

Bach concibió su sistema de 39 remedios florales de la manera más sencilla posible para que cualquier persona pudiera administrar y autoadministrarse estos remedios. Sin embargo, es conveniente consultar con un terapeuta floral entrenado que a través de la entrevista puede discernir más objetivamente algunos matices emocionales y hacer indicaciones más precisas de los remedios, acortando los tiempos terapéuticos. Es muy común que cuando se revisen las indicaciones de los remedios, se diga: “tengo que tomar un poco de cada uno”; y también suele ocurrir que el conflicto emocional y el malestar percibido pueden inducir a un error de apreciación al momento de elegir las esencias florales. Hay que tener en cuenta que uno de los principales motivos del fracaso de esta terapia es la mala indicación de las esencias, situación que puede ser salvada por la consulta con un terapeuta floral entrenado, quien podrá orientar y precisar más puntualmente las esencias para el caso planteado.

¿En cuanto tiempo notare sus efectos?

Lo primero a tener en cuenta es que la acción de las esencias es instantánea y comienza con la primera ingesta, perdura en el tiempo y siempre implica un “movimiento” del mundo emocional. Luego, hay que entender que la acción floral y la conciencia sobre su efecto son dos cosas primariamente diferentes, pero que con el tiempo suficiente confluyen y manifiestan la utilidad de las esencias florales. También hay que considerar que cada persona es única y responde de forma muy individual, por lo cual la experiencia floral es algo muy subjetivo y muchas veces difícil de explicitar con palabras. Algunos consultantes notan efectos a los pocos minutos y horas, otros tardan más en hacer conciente la experiencia de la acción floral y pueden negar su efecto durante días o semanas aún cuando su entorno inmediato note cambios. Hay casos en que el efecto de las esencias es tan sutil y solapado que la persona no se da cuenta de los cambios en su personalidad hasta que alguien le recuerda sobre ello, un amigo o familiar, o hasta el mismo terapeuta. Por último puede darse el caso de que la prescripción floral no sea la correcta para la situación que se pretendía tratar, es cuando no se evidencia ningún efecto en relación con la situación planteada.

¿Existen contraindicaciones?

Las esencias florales no son medicamentos y su acción es bioenergética, es por ello que no tienen contraindicaciones.


Su uso “erróneo” no causa ningún problema, como mucho, carece del efecto buscado inicialmente en la indicación.

¿Cuantas flores debo tomar?

Mientras más específicos sean los efectos buscados, menos esencias se deben tomar. Las prescripciones habituales son fórmulas florales que tienen entre 3 y 5 esencias. Lo recomendable es no superar las 7, salvo que se conozca una sinergia especial entre varias esencias. El motivo es sabiduría popular: “el que mucho abarca, poco aprieta”, ello es cierto en términos florales, la acción se hace más dispersa y menos específica, haciéndose más difícil percibir algún efecto puntual.

¿Cuando debo de dejar de tomar las esencias?

Cada persona es un mundo, y el proceso de aprendizaje que se le hace necesario es algo muy personal e individual, sin considerar el desequilibrio a tratar. Problemas crónicos y que llevan mucho tiempo de evolución necesitan proporcionalmente más tiempo y demandan más trabajo terapéutico. Por lo general, un tratamiento bien consolidado puede tomar entre 3 y 6 meses, a veces más, a veces menos. No es algo que dependa de las esencias, porque el proceso de sanación es un logro de la persona, en el que colaboraron un poco las esencias y la guía del terapeuta.

¿Como saber que flores tomar?

Existen diferentes metodologías para la autoprescripción: guías, cuestionarios, vademécum de esencias, etc. Lo mejor es ponerse en manos de un terapeuta floral, la persona idónea para conducir al consultante a una introspección emocional y que con una visión clínica, permite una prescripción más acertada y objetiva. El terapeuta floral también es un acompañante en el proceso y puede orientar y contener durante un conflicto emocional.

Diferencias entre Esencias florales, homeopatía, alopatía

Las esencias florales no son preparados homeopáticos pero comparte con ellos la acción a nivel bioenergético y otras características pero difiere fundamentalmente en el “desde donde actúan”: La homeopatía parte del postulado de que lo similar cura lo similar (Ley de semejanzas), aportando al organismo una fracción muy ínfima de la enfermedad a modo de ofensiva para eliminarla. Las esencias florales no atacan el mal como la alopatía, ni elimina el problema como la homeopatía, sino que actúa sustituyendo el defecto por la virtud opuesta al mismo. Se podría decir que pone luz donde hay oscuridad. Como dijera el Dr. Bach: "Busquen los conflictos mentales no resueltos en la persona, denles el remedio que supere el conflicto y toda la esperanza y estimulo, entonces la virtud que esta en su interior, ella, por sí misma hará el resto..."

¿Con que frecuencia debo tomar las esencias florales?

La indicación habitual para la toma de esencias florales es de 4 gotas sublinguales, 4 veces por día. Existen casos en que se hace necesario aumentar la frecuencia de dosificación y pueden tomarse 6 veces por día. Si se busca aumentar el efecto, se aumenta la frecuencia de las tomas y no las dosis, es inútil tomar 10 gotas por vez, solamente se gasta remedio; en cambio, es más efectivo hacer tomas cada media hora hasta resolver el problema. Es también muy aconsejable, iniciar el tratamiento con una toma intensiva que solemos llamar “periodo de impregnación”.

¿Las flores no serán en sí un efecto placebo?

A pesar de los estudios científicos controlados que acotan la efectividad de las esencias florales como un placebo, la evidencia clínica del caso por caso pone en evidencia que el efecto placebo no sirve para explicar las manifestaciones que producen las esencias florales.

¿Hay que estar enfermo para tomar las esencias?

No hay necesidad de estar enfermo o padecer alguna enfermedad para tomar esencias. Las esencias también son útiles para desequilibrios que no son fácilmente calificables como “enfermedad”, por ejemplo: para el enojo, la incertidumbre vocacional, la culpa, el miedo, etc.

¿Los remedios florales caducan?

Las propiedades energéticas de las esencias florales no caducan salvo un mal manejo o uso de las mismas, lo que implica no cuidar este tipo de material. Por legislación, todo producto debe tener una fecha de vencimiento. Lo que puede suceder, es que con el tiempo el brandy se añeje, cambiándole un poco su sabor. Sin embargo, todavía existen tinturas madre que preparó Bach hace 70 años y siguen siendo efectivas como el primer día.

¿Solo funcionan los remedios originales de Bach?

Actualmente existen muchos sistemas florales además del propuesto por el Doctor Bach en los años 30. La efectividad de los remedios florales de Bach está avalada por 70 años de práctica clínica. Otros sistemas, llevan menos tiempo de comprobación, y muestran ser también efectivos.

¿Hay estudios científicos sobre los remedios florales?

Existen unos pocos estudios científicos sobre los remedios florales, cuyos resultados no son favorables y encuadran el mecanismo de acción de estos remedios dentro de lo que se llama “efecto placebo”. Estos estudios sufren de fallas metodológicas incurriendo en una generalización de los casos, o también, en la incapacidad de medir correctamente (si es que esto se pudiera hacer así) las reacciones psicoemocionales. En el intento de presentar resultados objetivos, restringen toda manifestación subjetiva, que es precisamente lo más nutritivo de la experiencia floral: qué sintió el paciente y cómo nos cuenta eso. Por otro lado, la experiencia clínica de los terapeutas florales al intentar definir la acción floral, pondera la evaluación caso por caso, marcando las diferencias sutiles de cómo cada paciente respondió o no al tratamiento floral. Esto pone en evidencia que se hace necesario investigar más y con otro enfoque más próximo a la práctica clínica floral, mejorando la metodología de los ensayos científicos para el estudio de las esencias florales y su mecanismo de acción.